domingo, 21 de febrero de 2010

Entre los ruidos

Es como ser mudo y susurrar palabras en la noche. No hay quien te oiga, nadie te escucha. Es inútil. Sordos en un mundo de ruidos, de ruidos que no dicen nada, de ruidos que dañan, pero con los que la estupidez humana baila. El "hombre nada" siempre lo es, a veces no lo ves, se oculta, se tapa, pero siempre reaparece.

4 comentarios:

Ío dijo...

Pero la noche siempre escucha.
Tendremos que intentar separar el ruido de lo que no lo es.
Todos somos un poco tu "hombre nada".
Me apetecería escribir un poco más, tus palabras dan para mucho, pero no quiero generar más ruido del que ya hay.
Un beso, Diego.

Ío

Diego Jurado Lara dijo...

Siempre lo hace, es verdad,Ío, y de que forma, tan placentera, tan auténtica. Es un regalo.
A veces es verdad que todos somos, sí.
Tú nunca lo generarías, cómo podrías hacerlo. Pero el sielencio, la música de Dios, es en ocasiones tan...
Un beso.

Isabel de León dijo...

Sssshhhh!!!Silencio...no nos damos cuenta d q antagónicamente el silencio no lo oímos...en medio d todo a veces es tan dificil separarse hasta del ruido del frigorífico en la noxe...jajajajajajaja, yo he llegado a la conclusion d q mi nevera empieza a funcionar cuando m voy a dormir!!!Conspiracion!!!jajajaja
Fuera risas...m encantan los silencios en todas sus facetas...mmmmmmm, pero adoro tb hacer ruido!!!jajajajajaa

Saluditos de la chica ssshhhhh!!!BLUM!!!!

Anónimo dijo...

Cómo eres, y cómo me haces reír. Lo cual agradezco mucho. Yo también, ambas cosas.
En fín, chica medio de aquella manera, un saludo de ambos.
Diego