martes, 15 de diciembre de 2009

Almas a la deriva


La filosofía es lo opuesto a la autoayuda. Dice Savater que la filosofía no es para salir de dudas sino para entrar en ellas. Y eso es lo que se debe hacer. Yo no me peleo con la realidad, bastante tengo con sufrirla; prefiero bailarla con su música.

8 comentarios:

María Jiménez V. dijo...

Jajajaja...
Me adhiero a tu pensamiento. Es preferible bailarla con su música.
Un beso para ti

Isabel de León dijo...

Uy!!Savater deberia d hacerme 1 estudio...soy pura filosofia,es decir, q m la paso entrando en dudas...pero asi es como baila uno,cierto.

Saludos de la chica cogito,ergo sum?...

Ío dijo...

Entro en duda sin quererlo, mas no es filosofía, es desconocimiento.

Bailemosla, la música ya está sonando ...
Gracias, Diego
Besos

Ío

Anónimo dijo...

Me alegro María. Sin duda que sí.
Otro para ti.
Diego

Anónimo dijo...

En tonces es que tu eres, Isabel, porque dudar es empezar a ser. Quien está tan seguro de todo, de sí mismo, es que no es, ni tan siquiera lo sabe, de ahí la pasión por los escritores de autoayuda. Mejor la filosofía. Siempre la ciencia antes que el esoterismo y la palabrería.
Un saludo chica Descartes. Y gracias por la sonrisa final. Eres total.
Diego

Anónimo dijo...

Esque, Ío, eso es la filosofía, o el inicio de ello, el desconocimiento y la necesidad de saber.
Bailemos entonces, yo ya lo hago. ¿Qué música es la que suena ahí?
Gracias a ti.
Un beso.
Diego

Ío dijo...

Suena la música interior, y She, eso suena aquí.
Ya sabes que me gusta mucho.
Hay veces que entro aquí, leo, releo, en silencio, cierro los ojos .... escucho.
Una vez te comenté que tu página me daba paz, sigue siendo así, no ha cambiado,; no me ocurre con ninguna otra.
Dudemos por un instante
Besos, Diego

Ío

Diego Jurado Lara dijo...

La música interior debe ser espectacular pues eres capaz de expresar las cosas como lo haces. Y She, como siempre especial.
Me alegro que te produzca eso. Es un placer y un halago.
Dudemos, querrá decir que somos.
Un beso.
Diego